Estás aquí
Michael Cohen implica a Trump en posibles delitos en un demoledor testimonio en el Congreso Donald Trump Internacional 

Michael Cohen implica a Trump en posibles delitos en un demoledor testimonio en el Congreso

En una comparecencia de siete horas, el exabogado del presidente lo describe: “Es racista, timador y tramposo”

“Estoy avergonzado de haber colaborado en esconder los actos ilícitos del señor Trump, en lugar de haberle hecho caso a mi conciencia. Es un racista, un fraude y es un tramposo”, se lee en el testimonio de Michael Cohen que este miércoles repetirá bajo juramento ante el Comité de Supervisión y Reforma Gubernamental de la Cámara de Representantes del Congreso federal estadunidense.

En las 20 páginas del testimonio que fueron filtradas a los medios de comunicación antes de que se presentara a los legisladores, Cohen revela que el 1 de agosto de 2017, ya siendo presidente, Trump le reembolsó un cheque de su cuenta personal por 35 mil dólares, por el pago que había hecho a su nombre a la actriz de cine porno, Stormy Daniels, para que durante la campaña presidencial de 2016 se quedará callada sobre las relaciones sexuales que sostuvo con el millonario magnate de la industria de la construcción.

En su testimonio previamente preparado, Cohen —quien se declaró culpable de mentir al Congreso e irá a prisión por sus crímenes— explotó contra el presidente calificándolo como un “racista”, un “estafador” y un “tramposo”.

Expertos legales dijeron que varios de los alegatos específicos de Cohen en su declaración inicial podrían ser relevantes para determinar si Trump participó en una conspiración para afectar la elección presidencial de 2016, si violó leyes de financiamiento de campaña y si obstruyó la justicia en un esfuerzo por desviar las investigaciones.

Los expertos advierten que nada de lo que Cohen dijo en su declaración preparada alteró dramáticamente lo que se conoce sobre cualquier caso legal contra el presidente. Las leyes relevantes son complejas y los abogados del presidente han argumentado en repetidas ocasiones que él no las violó. Tal vez más importante, sostienen, es que existen políticas del Departamento de Justicia que afirman que un presidente no puede ser acusado mientras esté en el cargo.

Torre Trump en Moscú

En su testimonio preparado, Cohen cuestionó un reporte de hace unos meses de Buzzfeed que sostenía que Trump le indicó explícitamente que mintiera al Congreso respecto de las negociaciones para construir una Torre Trump en Moscú —una acusación que podría llevar a cargos penales si es cierta—.

Trump no me dijo directamente que le mintiera al congreso. Así no es como opera”, dijo Cohen.

No obstante, Cohen agregó que el presidente le instruyó de manera implícita que mintiera sobre el trato de Moscú, ya que el propio Trump mintió al respecto y en repetidas ocasiones sobre ello.

“En las conversaciones que sostuvimos durante la campaña, al mismo tiempo en que yo estaba negociando activamente en Rusia para él, me miraba a los ojos y me decía que no había negocio en Rusia y después salía y le mentía al pueblo estadounidense al decir lo mismo. A su manera, me estaba diciendo una mentira”, dijo Cohen.

Expertos legales dijeron que la ley no requiere que los fiscales prueben que Trump explícitamente dijo a Cohen que mintiera al congreso. Sin embargo, también dijeron que cualquier esfuerzo para oscurecer el momento de las negociaciones sobre el proyecto de construcción, podría ser usado como evidencia en los intentos de armar un caso de conspiración contra el presidente.

“Si vas a armar un caso de conspiración con los rusos, eso va a ser lo más importante”, dijo Zeidenberg.

Conocimiento sobre la reunión de la Torre Trump
Cohen testificó que escuchó por casualidad una conversación que, según cree, prueba que Trump sabía sobre una reunión entre sus principales asistentes de campaña y personas relacionadas con los rusos.

“Recuerdo a Don júnior [Donald Trump júnior] inclinarse hacia su padre y hablar en voz baja, que yo podía escuchar claramente, y decirle: ‘La reunión está programada’. Recuerdo a Trump decir: ‘Muy bien. Avísame’”, dijo Cohen.

El conocimiento del presidente sobre la reunión de la Torre Trump ha estado en el centro de cuestionamientos sobre si su campaña conspiró con los rusos para afectar el resultado de la elección presidencial. Expertos legales dijeron que el testimonio de Cohen podría ser relevante para cualquier caso que Mueller pudiera armar contra Trump.

“Yo estaba en la oficina de Trump cuando su secretaria anunció que Roger Stone estaba al teléfono. Trump puso a Stone en el altavoz”, dijo Cohen. “Stone le dijo a Trump que acababa de hablar por teléfono con Julian Assange y que Assange le había dicho a Stone que, dentro de unos días, ocurriría una filtración masiva de correos electrónicos que dañaría a la campaña de Hillary Clinton”.

Cohen agregó: “Trump respondió algo similar a ‘¿No sería eso genial?’”.

Tal vez en prevención de lo que sabían ocurriría este miércoles en el Capitolio, la Casa Blanca emitió este martes un comunicado de prensa en el que descalifica a quien fuera el abogado de confianza de Trump.

“Es de risa que alguien dé certeza a la palabra de un mentiroso convicto como Cohen, es patético que le den otra oportunidad para esparcir sus mentiras”, señalo Sarah Hucakabee Sanders la vocera de la Casa Blanca.

Con información de The New York Times, Proceso y El País

También te puede interesar: