Estás aquí
Encontronazo en Morena. Se definen las tribus del partido Morena Noticias principales 

Encontronazo en Morena. Se definen las tribus del partido

Entre reclamos de delegados, se aprueba la continuidad de Yeidckol Polevnsky al frente del partido

 

Dení López

A pesar del fuerte liderazgo que ejerce el próximo presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, los encontronazos al interior del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) empiezan a darse por debajo de la mesa.

Los militantes protestaron luego de que, a mano alzada, los obligaran a aprobar cambios a los estatutos morenistas que, entre otras cosas, faculta a la dirigencia nacional a disponer de todas las plazas partidistas del país. Entre las resoluciones se incluye la prolongación de al menos otro año de Yeidckol Polevnsky como presidenta nacional del partido, quien enviará nuevos delegados para sustituir a los dirigentes estatales que dejen el cargo para pasar a estructuras gubernamentales, señala Julio Hernández López en su “Astillero” de La Jornada.

Eso, junto con la decisión de López Obrador de nombrar libremente a los delegados de su gobierno en los estados de la República, le da al tabasqueño un absoluto control político y administrativo en todo el país. Esta decisión fue repudiada a gritos por la mayoría de los delegados del partido, quienes exigieron democracia interna y dijeron sentirse usados como levanta dedos, según escribe el columnista Adrián Rueda en su “Capital Político” de Excélsior.

Por su parte, Salvador García Soto en su “Serpientes y Escaleras” de hoy, explica la formación de las tribus al interior de Morena, de acuerdo con información de un destacado integrante del lopezobradorismo:
El grupo más fuerte es el que encabeza Andrés Manuel López Beltrán, hijo del presidente electo. Tiene fuerza en la Ciudad de México y varios estados. “Andy”, como lo llaman, ha tomado el control de la capital y puso a varios candidatos en diputaciones locales y federales. Con él trabaja Claudia Sheinbaum, próxima jefa de Gobierno, que aunque llegó por sí sola y con cercanía propia con López Obrador, al ver la fuerza de “Andy” terminó allanándose y hoy hacen equipo.

El segundo grupo con más poder lo encabeza Yeidckol Polevnsky, quien fue ratificada ayer por el Consejo Nacional de Morena, como dirigente del partido un año más. Trae diputados, senadores y varias posiciones importantes en las coordinaciones estatales que representarán al gobierno de López Obrador en las entidades y que tendrán el manejo de los recursos y programas federales en los estados.

El grupo Estado de México es la tercera posición de fuerza en Morena. Está formado por Higinio Martínez, ex alcalde de Texcoco y la ex candidata y próxima coordinadora en la entidad mexiquense, Delfina Gómez. También trabaja con ellos Horacio Duarte, ex representante de Morena ante el INE y nombrado por López Obrador subsecretario de Empleo de la Secretaría del Trabajo y responsable del programa de “Empleo para Jóvenes” en el próximo gobierno.

Detrás de esos tres grupos fuertes, vienen otros -apunta García Soto-, que aunque con menor fuerza, también operan en la dinámica interna del futuro gobierno. Alfonso Romo y Julio Scherer, han hecho mancuerna y trabajan como grupo, junto con Tatiana Clouthier. Estos dos personajes tendrán gran cercanía con López Obrador en Palacio Nacional desde la Oficina de la Presidencia y la Consejería Jurídica. Romo tiene la fuerza de manejar toda el área de economía del gobierno, mientras que Scherer es hombre clave en la operación política y de medios, además ser desde hace tiempo el abogado personal de Andrés Manuel en litigios y demandas. Ambos manejaron juntos la recaudación financiera con empresarios en la campaña.

Ricardo Monreal, coordinador de la mayoría de Morena en el Senado, trae también su grupo, en el que se ubican su hermano David, quien será subsecretario de Ganadería en la Sagarpa y el próximo delegado en Cuauhtémoc, Néstor Núñez. También Verónica Díaz, quien será la coordinadora estatal en Zacatecas es cuñada de Monreal.

Martí Batres ha intentado armar su propio grupo y maniobró para definir algunas candidaturas afines en el pasado proceso, pero no ha podido consolidar una fuerza propia, porque fue desplazado en la Ciudad de México por López Beltrán y Sheinbaum, quien le dio la posición de César Cravioto en su gabinete.

Y finalmente está Marcelo Ebrard, futuro canciller, quien tras su regreso al país busca fortalecer su posición en el equipo lopezobradorista. Ebrard tendrá un papel clave como titular de Relaciones Exteriores y asesor en temas y relaciones internacionales del presidente, pero intenta crear su grupo y para ello apoya la candidatura de Mario Delgado como coordinador de los diputados de Morena, que de concretarse le daría fuerza a Marcelo, concluye García Soto en El Universal.

También te puede interesar: