Estás aquí
La PGR prácticamente exonera al sátrapa veracruzano Javier Duarte Corrupción Medios de comunicación Noticias principales 

La PGR prácticamente exonera al sátrapa veracruzano Javier Duarte

Es sentenciado a nueve años con opción a la mitad… y a una multa ridícula

 

Por Jesús López Segura

“Luego de declararse culpable de los delitos de lavado de dinero y asociación delictuosa, a cambio de obtener una reducción en su condena, un juez de Control de la Ciudad de México sentenció a nueve años de prisión al exgobernador de Veracruz Javier Duarte. También le impuso una multa de 58 mil 890 pesos y una amonestación verbal para que no reincida en este tipo de delitos, y ordenó el decomiso de 40 bienes inmuebles que están a su nombre”.

En tales términos presentan la mayoría de los medios informativos mexicanos -escritos y televisivos-, la nota de referencia, sin un asomo de molestia, pretendiendo mantener la “objetividad” a la que presuntamente estarían obligados, con la excepción de Danielle Diturbide de Televisa y el diario Reforma, que muestran rasgos de molestia por la decisión de la PGR de “pactar” una reducción de condena a Javier Duarte.

Raymundo Riva Palacio escribe hoy en su columna -dedicada fundamentalmente a golpear y menospreciar al próximo coordinador de Comunicación Social del gobierno lopezobradorista, Jesús Ramírez Cuevas- que “un medio que no es militante busca acceder a un público plural mediante una información justa, balanceada y plural. Un medio militante, que es el que expresa su posición política y filiación, no cumple ese propósito, porque es excluyente”.

Riva Palacio descalificaría nuestro encabezado porque está lleno de indignación y nos aconsejaría que dejemos esos sesgos ideológicos para otros géneros periodísticos, es decir, que no “ensuciemos” con interpretaciones personales, ideologías o visiones del mundo, la “información objetiva y neutral”.

Sin embargo, muy bien podríamos haber sido un poco más “militantes” en la redacción de Notiguía y haber encabezado la nota del siguiente modo:

La PGR, encabezada por el descarado protector de Emilio Lozoya y sus secuaces en el escándalo Odebrecht, Alberto Elías Beltrán, pacta con el hijo de puta de Javier Duarte una minicondena de 3 años adicionales a los que ya pasó en la cárcel y una multa de menos de 60 mil pesos ¡por los 60 mil millones de pesos que se robó, según la ASF!

Raymundo Riva Palacio nos haría trizas por tal encabezado, que según la escuela de periodismo donde estudió y en la que seguramente da clases, rompe con los principios más elementales de la Epistemología. Pero hasta sus alumnos, ya no digamos el público en general -excepción hecha de los cómplices del maldito ladrón y presunto asesino jarocho- se sentirían mejor informados, es decir, de manera más “justa, balanceada y plural” con nuestro encabezado hipotético que con el estilo que él -y Carlos Marín y Ciro Gómez y todos los que se consideran vacas sagradas del periodismo academicista- promueve para disimular los abusos de un neoliberalismo salvaje que sólo ha podido sostenerse durante décadas en nuestra país por la complicidad de medios de comunicación entre los que Peña, el jefe de la banda, ha distribuido unos 40 mil millones de pesos.

Según la nota de hoy de SinEmbargo, Duarte habría desviado unos 75 mil millones de pesos y posee 90 propiedades.

La información “objetiva”, tomada en este caso de la revista Proceso, concluye:

“El juez decidió no fijar una reparación del daño, pues los delitos que se le imputan son de carácter formal y no generan alteración material.

“‘Por un principio de lealtad e institucionalidad que rige mi conducta sí la admito (su culpabilidad)’, respondió Duarte cuando el juez le cuestionó si aceptaba la responsabilidad por los delitos señalados.

“En una audiencia que inició alrededor de las 4 de la tarde, Marco Antonio Fuerte Tapia, juzgador del Centro de Justicia Penal Federal con sede en el Reclusorio Norte, especificó que debido a que el exmandatario aceptó llevar su procedimiento de manera abreviada, conforme al Código Nacional de Procedimientos Penales, la pena de prisión que le impuso no podrá ser sustituida por ningún beneficio”.

A pesar de ello y aunque usted nuevamente no lo crea, las televisoras, al unísono, celebran -sobre todo Ciro Gómez Leyva, como de costumbre- que la condena en prisión de Duarte casi seguramente será reducida a la mitad, por lo que en unos 3 añitos podríamos verlo feliz, disfrutando de las casas y palacios que se compró por el mundo entero, en la merecidísima compañía de su cónyuge.

¡Esta burocracia depredadora no tiene vergüenza!

Con información de Animal Político, Proceso y El Financiero.

También te puede interesar: