Estás aquí
DEL MAZO, MILLONARIAS PÉRDIDAS EN EL CLÓSET: SALVADOR CAMARENA. LA FERIA Edomex Elecciones 

DEL MAZO, MILLONARIAS PÉRDIDAS EN EL CLÓSET: SALVADOR CAMARENA. LA FERIA

 

Hay quien ve a las elecciones como un proceso mediante el cual la ciudadanía contrata a un empleado.

Si fuera así, ¿ustedes contratarían en un puesto de alta gerencia a alguien bajo cuya dirección se perdieron 99.4 millones de dólares?

 

Hace un año ocurrió que un candidato se presentó ante los electores para pedirles el voto a pesar de que en su trabajo inmediato había provocado pérdidas, según algunos reportes, de cerca de 2,000 millones de pesos.

Ese candidato se llamó Alejandro Murat, y tras dejar el Infonavit, de donde se llevó una millonaria liquidación, ese organismo de vivienda para los trabajadores ha tenido que lidiar con la pérdida de cientos de millones de pesos por fallidas operaciones financieras de Murat (http://bit.ly/1XPFhNt).

Hoy, de cara al proceso electoral del Estado de México, tenemos un caso similar, que también involucra pérdidas para el erario por alrededor de 2,000 millones de pesos.

La historia, en muy pocas palabras, es como sigue.

Alfredo del Mazo, candidato de facto del PRI a la gubernatura del Estado de México, fue director de BANOBRAS en este sexenio.

Bajo su gestión, ese banco prestó 99.4 millones de dólares a una empresa llamada Rodisa, filial de Rotary Drillrigs International, que tenía un par de contratos con Pemex.

En esas operaciones financieras Rodisa fue auxiliada por Infisef, firma de servicios financieros encabezada por un sujeto de nombre José Antonio Álvarez del Castillo Gómez.

El problema es que Rodisa falsificó documentos al tramitar las garantías para el crédito.

De acuerdo con el expediente de la Averiguación Previa UEIORPIFAM/AP/260/2014, BANOBRAS suscribió el contrato de crédito con Rodisa el 13 de agosto de 2013 para transferir los millonarios recursos a la cuenta 6290-4-27546 de Bank of America.

Pero en menos de 100 días, entre el 30 de agosto y el 5 de diciembre de 2013, quienes tenían acceso a esa cuenta la fueron vaciando hasta dejarla en ceros.

Quienes saben del caso señalan que Del Mazo no supo o no quiso saber que al mismo tiempo que él autorizaba el préstamo a Rodisa, en Pemex se encendían las alertas tras descubrir que la póliza de uno de los contratos era falsa.

Antes de desfalcar a BANOBRAS, un cercano excolaborador de Alfredo del Mazo, Oscar Fernández Luque, se había convertido en poseedor del 50 por ciento de las acciones de… Rodisa. Fernández Luque fue director de Desarrollo Social en el Ayuntamiento de Huixquilucan cuando Del Mazo fue alcalde ahí. Fernández Luque está prófugo.

BANOBRAS tardó meses en presentar una denuncia de hechos ante la PGR, lo hizo el 21 de noviembre de 2014.

Algunos de los involucrados en esa averiguación previa, la UEIOR/PIFAM/AP/260/2014, son: Fernández Luque; Victoria Velázquez Jiménez, quien fue garante hipotecaria del crédito de BANOBRAS; Jorge Daniel Salas Hernández –que ya fue detenido–, director de Aquapress, una contratista de Pemex; José Antonio Álvarez del Castillo Gómez, Alejandra Álvarez del Castillo Rivera y Karl Heinz Clocker Marcus, estos tres últimos por parte de la firma que realizó la ingeniería financiera del fraude.

Hoy sesiona el Consejo de BANOBRAS bajo la batuta de su nuevo titular Alfredo Vara Alonso, nombrado el 17 de febrero.

Surgen dos interrogantes. La primera es si el nuevo director de BANOBRAS tiene la estatura para hacer que quienes le fallaron al banco aclaren los hechos, entre ellos Del Mazo; o si, apostando a la opacidad, se escudará en que eso fue hace mucho tiempo.

La segunda es si los mexiquenses contratarán como gobernador a un funcionario que perdió el equivalente a 2,000 millones de pesos.

Ya veremos.

 

 

El Financiero.- http://www.elfinanciero.com.mx/opinion/del-mazo-millonarias-perdidas-en-el-closet.html

También te puede interesar: